Compartir

Manolo Caro, director de La casa de las flores, charló con la presentadora de TNT, Ileana Rodríguez (La Reclu), sobre cómo está pasando el tiempo, ahora que está en cuarentena: “En un principio fue rarísimo porque estaba trabajando mucho, viajando y filmando en España y el cuerpo no entendió y me dio una depresión durísima durante los primeros 10 días, después estaba feliz, disfrutando…Luego me dio otro bajón y ahora ya estoy más activo, pero ya me acostumbré”.

Con respecto al proyecto que alista llamado ´Alguien tiene que morir´, Manolo adelantó: “Es una miniserie, es la primera vez que no hago comedia, es un drama que tiene tintes de thriller y el elenco es 90 % español, solo está Cecilia Suárez e Isaac Hernández por parte de México. En España me han recibido muy bien, La Casa de las Flores gustó mucho, yo estudié allá, paso muchas temporadas en ese país. Estoy muy agradecido con España. Con este proyecto de Alguien tiene que morir estaba muy nervioso porque no es un drama político, pero pasa en el marco del franquismo, me daba miedo que me criticaran, pero entendieron que era un drama familiar”.

“Estaba muy nervioso por la serie Alguien tiene que morir, ya que pensé que me iban a criticar por querer hacer una serie más del franquismo, pero la gente entendió que era un drama dentro de una familia y quedo muy bien.”

Acerca de cómo Caro cambió de la comedia al drama, afirmó: “Fue porque ya llevaba muchos años en la comedia, llegó un momento en que tenía que hacer otras cosas y decidí hacer este proyecto que realmente pasaba durante la revolución y cuando se la presenté a Netflix, me dijeron que si quería ir a España a trabajar y acepté”.

“Ya era tiempo de hacer otra cosa que no fuera comedia, fue el momento justo para abarcar este.”

El creador de la obra ´No sé si cortarme las venas o dejármelas largas´ habló de cómo era de niño y todo lo que le inquietaba: “Mi familia es muy caótica, somos una familia muy grande, de padres super norteños conservadores y mi hermano y yo con vena artística. Mi hermano avanzó para que la familia entendiera. Mi padre murió y me ahorré la mitad de los problemas porque hubiera sido una tragedia que viera La Casa de las Flores. Mi mamá es conservadora, pero me apoya muchísimo. Tengo una anécdota muy buena de una de mis hermanas cuando se estrenó la primera temporada de La Casa de las Flores y el lunes en la escuela de mis sobrinos les dieron una carta invitando a que los chicos no vieran La Casa de las Flores y ellos estaban super orgullosos de que su tío haya hecho esta serie, jajaja”.

Al referirse a la popularidad que ha ganado con sus proyectos, gracias a los que Manolo ha aparecido en varias portadas de revistas, el director señaló: “Fue una mezcla, me gusta mucho la mercadotecnia, la publicidad y tenía muy claro de cómo vender estos proyectos. Hice muchas entrevistas, una gira muy extensa con todo el país, siempre estuve presente en las actividades de prensa y daba la cara para todo”.

“Soy arquitecto de profesión, nunca ejercí, no fue fácil, pero ahora estoy enfocado en todo lo que tenga que ver con arte”

Manolo Caro ha trabajado en muchos proyectos con Cecilia Suárez y con respecto a ella indicó: “Lo de Cecilia es muy raro, yo tenía 14 años y vivía en Guadalajara y un primo de Cecilia es uno de mis mejores amigos, ella había ido a visitarlo y perdió sus lentes, yo los encontré y le dije a mi primo que le comentara; la llamé y le dije que tenía sus lentes, se los di y nos hicimos amigos y después planeamos trabajar juntos; ella es mi hermana, nos llevamos muy bien, en el set dejamos lo personal y nos entendemos también profesionalmente. Por ejemplo, el acento de Paulina de La Casa de las Flores está basado en una amiga muy conocida que perdió a su padre y justo ahí me habló mi amiga con esa voz, se lo conté a Cecilia, le marcamos juntos y nos dimos cuenta de cómo las cosas más trágicas se volvían surrealistas… No sabíamos si bromeaba y decidimos que el personaje de Paulina hablara así. No sabíamos si Netflix lo aceptaría o nos cancelaría”.

“Hablé con las cantantes para decirles que su música estaría en La Casa de las Flores y todas se portaron de maravilla. Gloria Trevi me pidió salir, Paulina Rubio cantó y lo subió a sus redes sociales. Fui a comer con Amanda Miguel y muy linda, con la única que no tuve contacto fue con Yuri”

Finalmente, Manolo Caro habló acerca de los proyectos que han fungido como su fuente de inspiración: “De novelas, sin duda Cuna de lobos. Por supuesto Carlos Olmos, quein es  un gran damaturgo, en el plano internacional Wes Anderson, Jeunet de Amelie, me gusta la estética de Tim Walker, es el mundo en el que me identifico, mi obsesión ahora es por Jo Jo Rabit, que a mucha gente no le gusta, pero a mí me encantó. Me gustan los directores que se arriesgan, esos son los proyectos que me vuelan la tapa. Ahora lo que viene para mí es hacer un musical con éxito, es algo pendiente en mi cabeza.También, haré una película en inglés el próximo año. Será para Estados Unidos. Pronto daremos más detalles; soy un desastre en el idioma y eso me tiene muy nervioso. También quiero hacer teatro en México”.

Dejar una respuesta